Oferta especial
Oferta especial

Durante Augusto de 2017: 10% de descuento en los conciertos y sus respectivas categorías preseleccionadas.

Recomendado por

La cocina checa

Los platos tradicionales

La cocina tradicional checa es particularmente copiosa y muy variada. Las influencias alemanas y austriacas dejan mucho lugar a las carnes, mientras que las especias de Europa Central invitan las papilas gustativas a descubrir nuevos horizontes culinarios.

Pato asado, con lombarda y patatas. Cocina checa tradicional.  © CzechTourism.com  "Kulajda" con huevos y champiñones. Sopa tradicional checa.   © CzechTourism.com

Resulta muy difícil elegir entre las numerosas especialidades locales que componen los menús de los restaurantes y las cervecerías… pero no olvide que siempre se trata de raciones enormes y que un solo plato basta para la cena. Para ayudarle a elegir, aquí le damos un rápido panorama de los platos más populares.

Primer plato (předkrmy)Charcutería de Moravia
Son principalmente platos típicos de Europa Central, pero vale la pena probar una especialidad checa. La más famosa es el jamón de Praga (pražská šunka), una variedad de jamón relleno con nata batida. Puede probar también  algunas ensaladas, como la Šopský salát, con tomates y pepinos recubiertos con queso rallado. Último consejo… no deje de probar el famoso "husí játra na cibulce", hígado de oca con cebolla.

Sopas (polévky)"Kulajda", sopa tradicional checa.
Las sopas son muy preciadas en la República Checa. Entre las más populares, cabe mencionar la sopa nacional (česká bramborová) a base de zanahorias, champiñones y patatas, la sopa de col con panceta (zelňačka) o la sopa de cayos (Drstková), bastante sorprendente…

Platos fuertes (česká národní jídla)
Generalmente a base de carne (res, pollo, cerdo, pato, oveja…) con una guarnición particularmente abundante.
Empecemos por el famoso Goulash. Procedente de Hungría, existe una versión checa que forma parte de la gastronomía nacional. El Goulash suele prepararse con carne, caldo de res, cebollas, pimientas, pimientos molidos y patatas. Es un plato muy barato y consistente que encantará a los aficionados de la buena comida.
La carne de res es particularmente preciada, sin embargo, es más cara que los otros tipos de carnes. Entre los platos a base de carne de res tenemos: la Svíčková na smetaně (carne de res asada con nata y arándPato asado con lombarda y patatasanos) y el Španělské ptáčky (carne de res rellena con panceta, huevos, cebollas y pepinillos).
Los platos empanizados son otra gran especialidad de la cocina checa. Las carnes empanizadas (pollo o cerdo) se encuentran en todos los menús, tanto en recetas de milanesas de pescado como en los quesos empanizados... en fin, todos los alimentos tienen su versión pasada por el pan rallado...


El pescado forma parte de la gastronomía checa, aunque éste es menos Gulash checo. común que la carne. Generalmente, se come la carpa, típica durante las festividades navideñas. Se sirve acompañada con ciruelas pasas, uvas y nueces (Kapr na černo).

Las guarniciones
Generalmente son servidas aparte y no están incluidos en el precio del plato fuerte. Las guarniciones tradicionales de la cocina checa son:
- Los knedlíky: a base de levadura para el pan o de patatas, se componen de harina, huevos y levadura. Rebanados, reemplazan el pan para saborear la salsa de ciertos platos tradicionales.
- Los bramborák: galletitas de patatas aliñadas, con sabor a mejorana.

Los postres (moučníky)
Postre tradicional checo. Los postres checos son originarios de los países vecinos (sobre todo de Austria). Se encuentra entonces una gran variedad de pasteles típicamente vieneses, y crepes rellenadas con frutas frescas y chantilly.

Nuestras mejores direcciones: consultar nuestra selección de restaurantes gastronómicos y tradicionales

Conocer y reservar ahora un menú gastronómico en uno de los mejores restaurantes de Praga.

Tapas checasCervecería checa.

Existe en Praga el equivalente de las tapas españolas. Así, las “hospoda” o “pivnice”, además de cervezas, sirven una gran variedad de tapas copiosas y sabrosas que ayudarán a llenar los estómagos más exigentes.

Pequeño léxico:
- Topinka: pan frito con ajo
- Utopenec: salchichas maceradas con pimiento y cebolla cruda
- Tlačenka: cabeza de jabalí con cebolla y pan
- Nákladaný hermelín: camembert checo marinado
- Pivný sýr: Queso a la cerveza, macerado en cerveza hasta que tome la consistencia de un queso para untar
- Olejovky s cibulkou: pescados en aceite con cebollas.
- Zavináč: rollmops de arenque.

Ver nuestra selección de las mejores cervecerías tradicionales de Praga

Los "chlebičky": tostadas checas

Los "chlebičky", tostadas checas.Otra especialidad checa a probar: los chlebičky, pequeños canapés presentes en cada mesa checa a la hora de recibir invitados. Se sirven como aperitivo, pinchitos, o simplemente merienda a cualquier hora del día. Existe una gran cantidad de guarniciones: cremas de todo tipo, carne y embutidos, huevos duros, verdura, pescado…

La mejor dirección en Praga para comprar chlebičky:

Zlatý kříž
Jungmannovo náměstí 19 (Muy cerca de la Plaza Wenceslao)
Praga 1 – Ciudad Nueva

Galería de fotos

Comentarios

Volver arriba